De las revisiones he hablado ya varias veces en este blog (en el post que hice sobre el método GTD o en este otro donde os contaba cómo hacer una revisión correctamente y los tipos que hay), pero hoy me quiero centrar en un tipo específico de revisión: la revisión semanal.

La revisión semanal, como su propio nombre indica se hace una vez por semana, normalmente los lunes por la mañana, o viernes a mediodía; aunque cada uno puede elegir el momento que mejor le venga.

Lo primero que necesitaremos para realizar una revisión semanal es reunir el material a revisar que variará ligeramente de una persona a otra, pero en general suele ser:

Agenda, calendario, Bullet Journal…
Ordenador y/o teléfono móvil
Bandeja de papeles pendientes

Agendas y calendarios

Aquí analizaremos las reuniones y citas que hemos tenido, las tareas que nos propusimos, así como cualquier otro dato que hayamos anotado en la agenda..

Reuniones. ¿Cuántas reuniones hemos tenido? ¿Hemos sacado algo en claro de ellas? ¿Han sido suficientes, pocas o quizás demasiadas? ¿Hay alguna que te ocupe demasiado tiempo para lo poco que sacas de ella? ¿Puedes eliminarla en un futuro?

Tareas. ¿Cuántas tareas te has propuesto? ¿Has logrado cumplir con ellas? ¿Te ha faltado o sobrado tiempo? Analiza si tu cálculo de tiempo ha sido correcto. Si crees que calculas mal el tiempo siempre puedes usar durante un tiempo alguna aplicación que calcule cuanto dedicas a cada tarea como por ejemplo Toggl.

Revisa además si has anotado algo que revisar, buscar, o algún teléfono o contacto que quieras guardar y necesites pasarlo a otro sitio.

 También es un buen momento para preparar tu menú semanal.

El ordenador y las cosas de empresa

revision semanal ordenador

Métricas

Dice una famosa frase:

«No puedes cambiar aquello que no puedes medir»

En tu empresa, ¿qué tal llevas las métricas? ¿Cada cuánto revisas tus redes sociales y ves qué funciona y qué no?

 Es imprescindible incluir esto en la revisión semanal ya que es la única forma de saber si avanzamos en la dirección correcta o si simplemente damos vueltas como un pato mareado.

Copias de seguridad

Si bien existe un Día Mundial del Backup (31 de marzo), las copias de seguridad no basta con hacerlas una vez al año, y menos aún si el ordenador es una herramienta importante en nuestro negocio.

Por eso yo las hago cada viernes y, además, tengo automatizada una copia de seguridad de la web cada día.

Limpieza

Aquí revisaremos la lista de aplicaciones y programas que tenemos instalados, los archivos que hemos descargado en esta semana y vaciaremos la papelera que seguro que está a rebosar.

 Además, conviene también hacer una limpieza del historial, las cookies y la caché del navegador para que este no se ralentice o incluso nos dé problemas al navegar por ciertas páginas.

Teléfono móvil y redes sociales

revision semanal movil

Calendario y citas

Muy a menudo cuando estamos fuera de casa apuntamos las cosas donde podemos deprisa y corriendo así que, ¿qué has apuntado esta semana? ¿Necesitas pasarlo a la agenda? En tu aplicación de citas médicas, ¿hay alguna para la semana que entra?

Enlaces y recursos

Los botoncitos de guardar de las redes sociales son estupendos, sí, pero, ¿cuántas veces volvemos a mirar aquello que hemos guardado?

Yo propongo hacerlo una vez a la semana: entrar en los elementos guardados de Facebook, Instagram y Twitter y revisar lo que hemos guardado: ¿lo necesitamos realmente? ¿qué tipo de recurso eso? ¿deberíamos eliminarlo o guardarlo para más adelante?

Te recomiendo muy encarecidamente el artículo de la semana pasada sobre organización de recursos online para ver más sobre esto.

Seguidos y seguidores

¿Cuántas cuentas sigues en las redes sociales? ¿Y cuántas miras y te interesan de verdad? Te propongo revisar si la gente a la que sigues te aporta algo o son cuentas que hace ya mucho que dejaron de ser activas o con las que ya no tienes nada en común.

Caja de asuntos pendientes

Una de las cosas que recomienda David Allen en su método GTD es tener una caja de asuntos pendientes donde dejar todos aquellos documentos, cartas u objetos que aparecen a lo largo de la semana y que debemos gestionar.

Yo por ejemplo ahora mismo tengo en ella una caja de madera que tengo que arreglar, un bolso al que debo cambiar la correa, una carta que responder y un jersey que coser.

 ¿Y qué hay en tu caja de asuntos pendientes?

Me encantaría que me contaras si haces esta revisión y si no, por qué no la haces aún.